Mejores alimentos bloqueadores de carbohidratos


Anuncios

Los carbohidratos (también llamados “hidratos de carbono”) son uno de los tres tipos de macronutrientes presentes en nuestra alimentación (los otros dos son las grasas y las proteínas). Existen en multitud de formas y se encuentran principalmente en los alimentos.

Hay varios suplementos de pérdida de peso disponibles en el mercado que pretenden trabajar como bloqueadores de carbohidratos. En este caso, los medios por los que esta sustancias actuan como bloqueadores de carbohidratos serán discutidos en este articulo, y se describirán siete alimentos que se promocionan como bloqueadores de carbohidrato.

Cualquier evidencia que apoya estas afirmaciones también se resumirá para proporcionar al lector toda la información necesaria para tomar una decisión informada sobre si es o no es probable que tenga algún efecto sobre la pérdida de peso.

¿Cómo los alimento bloquean carbohidratos?


Anuncios
[spoiler title=”VER NOTA COMPLETA”]

Los carbohidratos que se consumen en la dieta son moléculas grandes, y cuando se encuentran en el tracto digestivo se descomponen en moléculas de azúcar más pequeñas. Estas moléculas son capaces de pasar a través del revestimiento del tracto digestivo y son absorbidos por el cuerpo.

En los últimos años, la dieta IG ha crecido en popularidad. Esta dieta está diseñada en torno al consumo de alimentos con un índice glucémico bajo. En términos generales, se recomienda que los alimentos con calificaciones de 70 o más en el índice glucémico tiene IG alto y debe ser evitado. Aquellos por debajo de 55 son de bajo IG y son recomendados para el consumo; éstos sólo tienen un ligero efecto sobre la glucosa en sangre.

Los mejores 7 alimentos bloqueadores de carbohidratos

FRIJOLES BLANCOS:

Los frijoles blancos (y el extracto de frijol blanco) son el alimento más común para ser explotados por sus cualidades de bloqueadores de carbohidratos. Se cree que éstos funcionan en el sentido más tradicional del término mediante la alteración de la acción de enzimas (amilasa, para ser exactos) que participan en la descomposición de moléculas de carbohidratos, para evitar su eventual absorción por el cuerpo.

Varios estudios de la revisión también se han realizado en torno al tema de frijoles blancos y la pérdida de peso. Estos estudios tratan de resumir y analizar la investigación publicada sobre un determinado tema hasta la fecha. Una revisión , por ejemplo, evaluó estudios sobre los efectos del frijol blanco en la pérdida de peso y el control glucémico. El artículo establece que cuando se consume en dosis de 500 a 3000 mg por día, la sustancia puede tener un efecto sobre la pérdida de peso y también se ha demostrado que tienen un impacto en los niveles de azúcar en sangre post-prandial.

Brócoli:

El brócoli es, sin duda, una adición saludable a la dieta; el vegetal contiene gran cantidad de nutrientes, incluyendo ácido fólico, fibra, calcio y vitaminas A y C. El brócoli aún contiene sustancias que pueden ayudar al cuerpo para prevenir el crecimiento del cáncer. La razón por la que ha llegado a la lista de bloqueadores de carbohidratos es debido a que es un alimento que es particularmente alta en cromo. El cromo es un oligoelemento esencial – esto significa que es requerido por el cuerpo humano, pero sólo en cantidades muy pequeñas. Además de aumentar la pérdida de peso, también se cree que el cromo ayuda a aumentar el rendimiento atlético y mejorar una serie de condiciones médicas.

Judías verdes:

Las Judías verdes no se han estudiado científicamente por sus efectos potenciales en bloquear carbohidratos o pérdida de peso; la mayoría de los estudios sobre la comida se centran en su capacidad antioxidante . Son buenas fuentes dietéticas de flavonoides, que pueden ayudar a mejorar la salud general.

Sea o no judías verdes si ayudarán a las personas a perder peso en términos de bloqueadores de carbohidratos no esta claro; como se ha descrito anteriormente, los efectos del cromo en la pérdida de peso son discutibles. Parece posible que pueda tener un impacto leve, pero no es probable que haga una diferencia significativa en el peso de los seres humanos. Sin embargo, las judías verdes son una adición muy saludable a la dieta, y añadiéndolas a las comidas regulares pueden ayudar a crear comidas saludables, bajos en calorías.

Pomelo:

El fruto está en el centro de la historia, pero aún popular, dieta de pomelo. La dieta de la toronja se puede encontrar en un número de diferentes formas, pero las reglas generales siguen siendo los mismos – los participantes deben consumir una gran cantidad de pomelo, que generalmente incluye en cada comida del día. Mientras que la dieta en sí no se ha demostrado como beneficioso, varios estudios se han realizado sobre los efectos de pomelo sobre la pérdida de peso.

Durante el estudio, el primer grupo se les dio 127 g de pomelo, el segundo jugo de pomelo, y al tercero agua durante un período de 12 semanas. Uno de los beneficios que se informó para el consumo de pomelo y el zumo de pomelo; esto fue una reducción en los niveles de lípidos. No se observaron diferencias significativas entre los grupos para la pérdida de peso, composición corporal, o el balance de energía.

Lentejas rojas:

Las lentejas rojas también se clasifican como alimentos de bajo IG, anotando solo 21 en la escala de IG . Las lentejas son ricas en fibra y baja en grasas; la fibra es conocido por ayudar a mantener a los individuos satisfechos durante más tiempo, y ayuda a mantener un sistema digestivo saludable. Mientras que las lentejas no bloquearán directamente carbohidratos o aumenta la quema de grasa, su contenido de IG bajo y los niveles bajos de grasa sin duda hacen una adición beneficiosa a una dieta saludable.

Los resultados indicaron que, cuando se hierve durante 20 minutos las lentejas tenían la capacidad de reducir el pico de glucosa en sangre después de una comida en comparación con el pan. Hervirlos durante 40 minutos o mezclándolos con una pasta hecha no hizo ninguna diferencia en este sentido, pero mediante el secado de lentejas hervidas durante 12 horas, la respuesta de la glucosa en la sangre se ha mejorado en gran medida.

Nueces:

Los frutos secos en general son alimentos con bajo IG, y esto incluye, por ejemplo, cacahuetes, nueces, pistachos y nueces de anacardo. Los frutos secos son muy nutritivos y proporcionan un excelente aperitivo. A pesar de su alto contenido en grasas, la grasa en las nueces es de la clase buena – insaturado – y puede ayudar a mejorar la salud en general y, en particular, la salud cardiovascular.

Un estudio se llevó a cabo en un intento de probar los efectos del consumo de nueces de pistacho en los niveles de peso corporal y lípidos. Este ensayo incluyó a 59 participantes obesos que fueron divididos en dos grupos. Los del primer grupo consumió 53 g de pistachos salados y los del segundo grupo consumió 56 g de galletas saladas como un aperitivo por la tarde durante 12 semanas.

Ensalada:

Por esta razón la ensalada es el acompañante perfecto para una comida. Las verduras son naturalmente bajos en grasa y calorías y alto contenido de vitaminas y minerales. Ellos son una adición muy saludable a la dieta, y podrían ayudar a reducir el exceso de consumo de alimentos azucarados.

Conclusión:

Hay varios mecanismos diferentes por los cuales los alimentos directamente o indirectamente ayudan a prevenir la absorción de carbohidratos. Mientras que estos alimentos no son tan ampliamente discutidos como los implicados en la quema de grasa y en el aumento del metabolismo, podrían ser una adición útil a la dieta. La comida más común promocionado como un bloqueador de carbohidratos es el frijol blanco, y esto puede ser una adición que podría ayudar a prevenir la absorción de carbohidratos por el cuerpo.


Anuncios

Algunos estudios también han indicado que el cromo puede tener un efecto similar, pero este efecto no está escrito en piedra y en caso de formarse, es probable que sea leve. El último mecanismo es a través del consumo de alimentos con bajo IG; una dieta de bajo IG ayuda a las personas a consumir alimentos saludables que no debe resultar en el hambre y los antojos de azúcar después de las comidas.

[/spoiler]